Cocina Moderna

POR QUÉ UNA ENCIMERA DE COCINA PUEDE SER TU MEJOR ALIADA

Descubre los beneficios de la madera aglomerada de alta presión (HPL) con la que se fabrican las encimeras de cocina Roca.

Protagonista de las recetas más creativas, centro neurálgico de los momentos de distensión e, incluso, testigo de jornadas laborales, la encimera de cocina es mucho más que una superficie para trabajar con los alimentos. En ella cobran vida los ingredientes, echa a volar la imaginación y se ponen a prueba recipientes y utensilios de muy diversos materiales, pesos y temperaturas. Fabricadas en madera aglomerada de alta presión (HPL), las encimeras Roca se cortan a medida y responden a las necesidades de los hogares modernos que buscan máxima higiene, estética y durabilidad.

Máxima higiene

Por su nula toxicidad, el HPL puede estar en contacto directo con los alimentos sin riesgo de contaminación o alteración de los sabores. Un material extraordinariamente higiénico y seguro para la salud, ideal para encimeras de cocina.

Facilidad de limpieza

Gracias a su impermeabilidad, las encimeras de cocina Roca no acumulan humedades ni absorben manchas por lo que resultan muy fáciles de limpiar con los productos químicos habituales.

Versatilidad en el diseño

Disponible en grosores de 16, 39 y 57 mm, las superficies fabricadas en HPL ofrecen una amplia variedad de texturas. Emulando las vetas naturales de los árboles, las encimeras imitación madera configuran cocinas rústicas o de estilo nórdico. En un homenaje a los minerales más resistentes, las estructuradas aportan gran sofisticación y elegancia. Y, finalmente, en un diseño absolutamente sobrio y uniforme, los acabados lisos visten cocinas modernas con una clara vocación urbana.

Gran resistencia a altas temperaturas

Material predilecto en las instalaciones industriales, el HPL es idóneo para las cocinas porque soporta recipientes muy calientes de hasta 180º sin que la encimera se deforme o se queme.