Consejos

FREGADEROS BAJO ENCIMERA, LA CONFIGURACIÓN MÁS PRÁCTICA PARA TU COCINA

Fregaderos de acero inoxidable y cuarzo que aúnan la máxima higiene y funcionalidad

Aunque pueda parecer contradictorio, los fregaderos bajo encimera ocupan menos para redoblar su funcionalidad. Al instalarse encastrados, no solo permiten contar con mayor superficie útil de encimera, sino que facilitan la limpieza al minimizar las juntas y reducir los rincones donde pueda acumularse suciedad. Por si fuera poco, los fregaderos encastrados te ayudan a apostar por diseños de cocinas más uniformes e integrados. ¡Te demostramos cómo!

¿Poco espacio? Fregadero para cocina pequeña redondo o cuadrado.

Si tienes una cocina pequeña, agradecerás especialmente contar con un fregadero encastrado porque es la fórmula que permite sacar el máximo partido a la encimera. Elige un fregadero redondo o cuadrado de un solo seno si necesitas la mayor utilidad en el mínimo espacio.

¿Cocina más amplia? Fregadero rectangular o con doble cubeta.

Si tienes más espacio, escoge un fregadero con dos cubetas o de forma rectangular para facilitar tus tareas de lavado y aclarado. Descubre las múltiples combinaciones con las que podrás completar la decoración de tu cocina, tanto en fregaderos de acero inoxidable como fabricados en el revolucionario material Quarzex®.

¿Cocina moderna? Añade un toque de color.

Si te atraen los diseños de cocinas que se salen de lo convencional, los fregaderos de cuarzo Roca no solo son resistentes e higiénicos sino también personalizables. Sorprende con un fregadero blanco bajo encimera o elige entre los otros dos colores disponibles: Negro y Gris.